Eres tú o soy yo? 


No sé si me voy yo o eres tú quien se aleja…

Tal vez lo que vivimos fue tan corto que las palabras sobran, pero me conoces bien y tengo tanto qué decir. Me duele saber que no me diste la oportunidad de demostrarte cuánto te podía querer, es triste saber que los fantasmas del pasado siguen atormentando un presente que honestamente quería que fuera mío.
Siempre me he conformado con lo poco que pueden darme, me he creído menos y he mendigado amor, pero esa persona, esa mujer ya no existe y tardé mucho tiempo en darme cuenta, pero lo hice; yo merezco un amor que me dé todo, que me ofrezca el mundo entero y que esté dispuesto a jugársela por mí. Yo no quiero un día sí y otro no; quiero un hombre que se enamore de mí en todas mis facetas y que la única en su vida, de esa manera, sea yo.

Te di la oportunidad de entrar en mi vida y hacer y deshacer. Moviste mi corazón y le diste un vuelco a mi vida en donde yo no creía en nada, en donde dejé que me conquistaras, pero esas sombras que traes contigo no te dejan ser feliz, no te dejan darte cuenta de todo lo que estás perdiendo.

Te quiero, me he cansado de decirlo, te quiero con toda el alma y por eso duele. Te quiero y por eso te dejo, haz lo que sea necesario para que estés bien. Quise ayudarte, pero me doy cuenta que no puedo, la única persona que puede salvarse eres tú; puede ser que yo ayude, pero toda mi vida he sido la que salva, la que está ahí para ayudar y nadie se dio cuenta nunca que yo necesitaba ayuda, nadie lo hizo, porque la única persona que me salvó fui yo, salí del hoyo sola.

Perdoné a quien me dañó tanto, decidí dejar pasar el odio y el rencor y dedicarme a ser feliz con lo que tenía. Te he dado mi cariño hasta cansarme, mi tiempo, mis atenciones y desvelos.

No me canso de hablarle de ti a la gente. No te has dejado querer lo suficiente y sé lo que valgo; estoy segura de cuánto podrías quererme, amarme si quisieras, pero hoy sé que estás cerrado a creer que alguien puede dar todo por ti, pude hacerlo, puedo si quisieras, pero tu corazón está dañado y por más que intente repararlo, si no me dejas no podré.

Te quiero, pero me quiero más, me quiero para entender que te quiero pero completo, no a medias, no a ratos, no a solas. Te quiero y quiero quererte más, pero también puedo quedarme quieta, callada y dejarte ir. Va a doler, pero pasará y puedo esperar a que sanes, a que olvides…

Pero tampoco aseguro que cuando estés listo yo esté en el mismo lugar.

CHAB

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s